Ejecutivo

Obras posibilitan realojar a 109 familias y regularizar situación de otras 156 en Canelones

El titular del Ministerio de Vivienda y Ordenamiento Territorial (MVOT), Raúl Lozano, asistió a la firma del contrato entre el Fideicomiso de Integración Social y Urbana (FISU) con la asociación civil Cireneos, para planificar, implementar y hacer el seguimiento de la relocalización de 109 familias del asentamiento Paso Carrasco Sur-Costanera. Además, participo del cierre del proyecto de regularización del barrio Nueva Esperanza, en Solymar Norte, donde viven 156 familias.

Participaron también en la jornada, este lunes 26, el subsecretario del MVOT, Tabaré Hackenbruch; la directora nacional de Integración Social y Urbana, Florencia Arbeleche; el intendente de Canelones, Yamandú Orsi, y representantes de Cireneos, entre otros.

Lozano destacó que el contrato suscripto implica la coordinación entre organismos públicos y privados, con la finalidad de concretar, en dos años, un nuevo plan de viviendas y el realojo de los hogares ubicados en zonas inundables.

“Es trabajo con máquinas que mueven tierra y balastro, para que los vecinos tengan casas dignas”, remarcó.
Arbeleche indicó que el objetivo del plan Avanzar es organizar la labor con todas las intendencias, y agregó que, en esta oportunidad, se extiende a la sociedad civil, a los efectos de optimizar la respuesta a familias en condiciones vulnerables.

Lozano concurrió, luego, a la ceremonia de cierre del proyecto de regularización del barrio Nueva Esperanza, en Solymar Norte, que se ubica en el kilómetro 26 de la ruta General Líber Seregni, en Ciudad de la Costa, departamento de Canelones, entre las calles Triunfo, Encuentro y camino Paso Escobar. La intervención se realizó a través del Programa de Mejoramiento de Barrios, del MVOT, en convenio con la Intendencia de Canelones, en un predio de 5,3 hectáreas, donde viven 156 familias.

La obra contempló la apertura de calles asfaltadas, el saneamiento, el acondicionamiento de pluviales, alumbrado público, conexiones regulares de agua y energía eléctrica, viviendas nuevas, canastas de materiales para la mejora de baños y conexión al saneamiento de aquellos hogares que integren el padrón de beneficiarios. Asimismo, se previó el equipamiento de un espacio público con cancha multiuso, plaza con juegos, bancos y mesas. El ministro remarcó que los realojos necesarios (24 familias del total)  se realizaron tanto a través de viviendas nuevas como de la modalidad de compra de vivienda usada. “Permiten una vida digna”, subrayó.

Fuente: Presidencia

× Escríbenos