Legislativo

Diputados de CA votan por la negativa al proyecto de ley de Eutanasia

El pasado miércoles 5 de octubre en sesión extraordinaria que duró 18 horas, la Cámara de Representantes aprobó por mayoría de 57 votos en 96, el proyecto de ley de Eutanasia.

Todos los Diputados de Cabildo Abierto votaron por la negativa. Los Representantes del FA y algunos del PC y PN, votaron por la positiva.

En su intervención la Diputada Silvana Pérez Bonavita dijo:

“Este proyecto de ley fue unificado por dos proyectos presentados por parte de la bancada del PC  y del FA. Solicité en varias oportunidades que se recibieran delegaciones clave como el MSP y ASSE pero no se les permitió exponer sobre este tema, así como tampoco al Colegio de Enfermeros, el Comité de Ética de la Facultad de Enfermería, la FUS, el BPS, la Sociedad de Psiquiatría y otros. Era muy importante lo que estas delegaciones tenían para decir fuera a favor o en contra del proyecto, lo importante era escuchar”. Y continuó:

“Se le está otorgando al Estado una licencia para matar, aunque mejor dicho se está obligando al Estado a hacerlo. Hay muchos detalles del articulado del proyecto que nos preocupan sobremanera, aunque debo dejar claro que tengo una postura contraria hacia la eutanasia.

 Era imperativo se aprobara antes en el Senado, el proyecto de ley para la universalización de los cuidados paliativos en todo el territorio nacional. Este proyecto da respuesta a una gran inequidad inexistente hasta la fecha en nuestro país, principalmente en el interior profundo, donde la carencia de equipos multidisciplinarios de cuidados paliativos de calidad, es un hecho. Quienes proponen la eutanasia alegan razones de libertad, pero esto es totalmente falso, dado  que una persona que no accede a cuidados paliativos, no tiene ninguna opción. Por lo tanto no es de ninguna manera libre”.

En su intervención el Diputado Eduardo Lust enfatizó:

Como se dijo acá la discusión es si se quiere, filosófica y también es religiosa, es un tema de concepción y yo diría emocional. Es difícil hablar de la muerte y es difícil resolver la muerte de una persona. El problema de este proyecto es que para mí, no ofrece garantías, por eso no lo voy a votar, nosotros no lo vamos a votar. La Organización Médica Mundial el 27 de octubre del 18 lo tengo acá declara su oposición al suicidio asistido y la eutanasia, y reitera su posición al considerar que ésta es el acto deliberado de poner fin a la vida de un paciente. Y describe la eutanasia como la conducta intencionalmente dirigida a terminar con la vida de una persona que tiene una enfermedad grave e irreversible, por razones compasivas y en un contexto médico. Pero por lo que dice el texto aquí presentado, dos médicos tienen que estar de acuerdo en las circunstancias de hecho que le permitan a una persona optar por la eutanasia, pero el autor material puede ser cualquiera. Dice que a todos los efectos la muerte será considerada como muerte natural, cuando unos artículos anteriores dice que en la muerte por eutanasia alguien mata a la persona. Poner en un documento auténtico un contenido falso es una falsificación ideológica”.

Lust se refirió también a otras irregularidades en la redacción del texto como el diálogo entre médico y paciente, el parentesco entre ambos médicos y el consentimiento revocable.

Por su parte el Diputado Rafael Menéndez expresó:

“Es un día triste para este parlamento porque es el tratamiento de un proyecto de ley que es literalmente la crónica de una muerte anunciada. Hoy se va aprobar porque hay mayoría, un proyecto de ley que en lo personal considero nefasto. Sin embargo no voy a alzar la voz ni a calificar a quienes entienden que es un proyecto oportuno por lo menos. Quiero considerar aspectos éticos, efectos colaterales o efectos indeseables del proyecto de ley, que me parece fundamental considerar. En cuanto a los aspectos éticos en Uruguay los códigos de ética médica del SMU y de la FEMI, coincidieron en expresar que la eutanasia activa, el matar intencionalmente, es contraria a la ética de la profesión. la propia ley del Código de Ética Médica estipula en su art. 48, que “en enfermos terminales es obligación del médico continuar con la asistencia del paciente con la misma responsabilidad y dedicación, siendo el objetivo de su acción médica, aliviar el sufrimiento físico y moral del paciente, ayudándolo a morir dignamente, acorde con sus propios valores”. En 2019 la Asociación Médica Mundial reitera que la eutanasia no es ética y debe ser condenada por la profesión médica. Es gravísimo que un grupo de legisladores eche por tierra un código de ética médica, confeccionado por gente que ha estado toda la vida como acá se ha manifestado, en contacto con pacientes terminales.

La eutanasia legal dice a la sociedad y a los enfermos vulnerables, que hay vidas que valen menos, que mantenerlo vivo cuesta dinero, esfuerzo y atención, que se ahorran costos al Estado y a sus familias. Quieren que entendamos que muertos son mejores para todos, así el derecho a morir se convierte en seguida en el deber de morir. Muchos pacientes piden morir por dolor o por soledad, pero eso se arregla con cuidados paliativos, no matando a la gente”.

El Diputado (S) Jamil Murad, justificó el voto negativo, y dijo: 

“justificar la acción de dar muerte a un ser humano inocente, violenta el derecho humano más básico en el que se fundamentan todos los demás, el derecho a la vida. Darle al personal sanitario la posibilidad de matar legalmente a los pacientes es desproteger ese derecho a la vida de esos mismos pacientes totalmente vulnerables y que de muchos modos diferentes, pueden ser puestos en situación de eutanasia e incluso contra su verdadera voluntad. la medicina paliativa En cambio es la respuesta ética y adecuada para cuidar y proteger a quienes más lo necesitan acorde con el respeto a la dignidad humana y en coherencia con un Estado que debe estar presente especialmente en los momentos difíciles acompañando aliviando el dolor apoyando a los pacientes y a sus familias hasta el último instante de la vida.

La legalización de la eutanasia aparta a los cuidados paliativos de las políticas públicas, sin cuidados paliativos va a aumentar la gente que sufre innecesariamente.

Para finalizar el Diputado Rodrigo Albernaz expresó:

“Quisiera dirigirme directamente a los jóvenes. Soy un hombre joven y entiendo que luchar por el progreso y los derechos nos interpela a todos. Me pregunto ¿Qué es progreso si no avanzar hacia una buena meta? ¿Qué son los derechos si no están relacionados a la vida y a la libertad?

Entiendo que es una ley que regula lo que es matar, terminar con la vida de una persona, claramente no regula la muerte porque después de alguien muerto nada más se puede decir y hacer. ¿En serio queremos progresar hacia ese camino de derechos?

Para quien está enfermo y tiene un sufrimiento irresistible o insoportable están los cuidados paliativos y entiendo que tenemos que trabajar en función de esto. Ya esta Cámara se ha expedido en la creación por medio de una ley de cuidados paliativos que tiene media sanción, estamos a la espera de una segunda sanción en la Cámara Alta”.

× Escríbenos